(5411) 4753-9913 / Cel: 15 4417 3600  volver al home
(GILBERTO GRANDEZ FLOREZ)

Las propiedades curativas de esta planta prodigiosa se refleja en la evidencia de curar las enfermedades, y de regular casos especiales de deficiencias orgánicas, hormonales, y de drogadicción. Las enfermedades tratadas cuyos resultados han sido positivos son las siguientes:

Enfermedades terminales:

Cáncer de todos los tipos, VIH (SIDA).

Enfermedades comunes y graves del organismo:
Prostatitis, enfermedades cardiovasculares, úlceras, gastritis, tumores, problemas gastrointestinales, TBC, cálculo renal, cálculo biliar, colesterol, triglicéridos, mioma, quistes, flujos vaginales, inflamaciones e infecciones severas, asma, tos perniciosa, vómitos, diarrea, estreñimiento, calambres, hemorroides, hérpes, hongos, acné, edemas, parásitos intestinales, cólicos, enfermedades venéreas, parkinson, sinusitis, heridas y cortes en la piel, diabetes, hansen, gota, epilepsia, etc.

Enfermedades de la piel:
Psoriasis, caspa, sarna, necrosis, escaras, gangrena, quemaduras, despigmentaciones, comezones.

Otros casos:
Trastornos hormonales, revitaliza el vigor sexual, purifica la sangre, quita la adicción a las drogas; además es un poderoso antídoto para casos de picaduras de insectos y mordedura de serpientes venenosas, cura el lupus, la gangrena, el vitiligo.